01 agosto 2006

Sinceridad Marmotil...


Envuelta la verdad en una leve mentira, en papel de arroz y granizo taciturno, azulado y enredado. Envuelta la mentira en una pesada verdad, que recita a la luna clarividencias reverdecidas, amaneceres con el sabor de tu piel aun en las mejillas. Y la saliva. Y el silencio en mi palabra, y en la tuya caracoles de espuma. Lágrimas alborotadas que oscilan en la nariz enrojecida y amargan la vida desdibujada en un andén. Y que será de mi cuando enuncie la melodía sin tu voz en la garganta? Latencia prosódica. Métrica afónica que no fonética. Entre un millón de estrellas tuve que pedirle un deseo a la más ceniza. Un reflejo manuscrito con la sangre que me hierve.

Y se deslumbra el alma.
Y el corazón me amordaza.

Hoy marmota ha escrito un conato de sepelio y le ha salido un degüelle retórico…

“Que me sepulten las algas con abrazos salados y peces esmeraldas. Que los atunes me deslumbren y el reflejo del sol me despida con rugidos palpitantes que mermen las corrientes y me acunen en un mundo submarino. Allí encontrase mi destino escrito junto al tuyo, dormido al arrullo de las sirenas. Que el tiempo estimule el lapso nauseabundo que nos separa.”

Ebria con los delfines, oídios festines le aguardan.No se sabe cuando ha de volver, pero de hacerlo seguramente resumirá el abandono en algo tan lacónico que la percepción animal se enjuagará los ojos con una hoja de té.

Feliz Agosto!


Marmota

1 Comments:

Anonymous Flamin' said...

jejejjeje y tanto
esa mesa, ese reducto donde nadie parecia escucharnos era tan amplio, espacio, despacio y entendido en miradas y crujidos, porque verde estaba atomico
jajjajaa

13:11  

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un enlace

<< Home