02 agosto 2006

TRATO MAGNÉTICO


Aquel hombre no reconocía cuanta dualidad existía
allí entre esos barrotes que le ahogaban anhelos, no emprendía porque veía a su mujer una y otra vez, había muerto, en tiempo pasado, había sido irrecuperable, era frío, ella infiel, y la veía con una gran vestido rojo, la libido de su subconsciente remataba tantos que nunca llegaron producirse, había distancia, regla y pena, rendición y tortura máxima, y sobre todo una cosa inconsciente, no sabida que recalcitraba serios problemas de estima y arruina lágrima de pendejas soledades

Algo le perseguía, asesinaba y asesinaban a su mujer en sus pesadillas, grotescas piezas de intercambio emocional y veía quemaduras, heridas y frío gélido en aquel resto de semi enrarecido piso
Veía temeridades, necesitaba fulgor, presunto amor y abrazar algo mas que telas y entretelas, decidido salvo lo que quedaba de recuerdos vacuos y volvió a caer veía las articulaciones de maniquies, en clara señal de la descomposición de su relación y por tanto la desestructuración, la niña rota que fue su mujer, pulsiones sexuales le arrebataban un sueño imperecedero, necesitaba salvarla y amarla, por partes, iguales y necias negaciones raudas

Si algo consiguió fue evolucionar en un arco ejemplar de héroe oscuro en trauma, un arrojado, un desplazado de fría mirada

Que con cierto y penitente calor preraciono las gotas y las deudas de su acontecida alma, no era análisis, ni asociación libre

Los lobos le aullaban verdaderas atrocidades en forma de distancia y las castañas amargas, podrían su estertora esperanza

Tardanza de males inconclusos, añoranza de mares de lágrimas en acomodado vientre femino, perfilando la mandíbula áurea, crimea

Logros y duelos en vástago formato de tiradas y enjauladas arrepentidas emociones
repetidas sensaciones, amor diluido en épica inconsistente, aquella que solo una ve y ninguno padece,
al menos rémora cicuta, ponzoña encubierta de placer efímero, disfrute de los sentidos en versión mayúsculo lamento

A la hoguera con la moral embarrada, explica la extinción de tránsitos y prefabricadas añoranzas, de alas, de flotación
de submisión recortada, grupúsculo de andares comunes, anteriores comuniones con ganas o entregas

Epoca atrapada de furia sugerida, sulfuro marmoreo y expulsión de interiores y demonios, magnetismo alcanzado


Esa onda expansiva nunca llega a tocar tu provocada ausencia, pero te devasta algo peor , tu remordimiento

¿Quién dijo arrepentimiento?

3 Comments:

Anonymous Ivanka said...

Ya te dije gran jefe crack...ya te dije acerca de este texto y su brutalidad.

No entraré en el desespero pero quiero afirmarte algo...

... si fueses capaz de entender lo que significa leerte, mirarte, tocarte, sentirte, alcanzarías el estado perpetuo de felicidad infecta por maldición... eres de lo que no hay.

Quiero disfrutar de tu compañía y amistad hasta que truenen las estrellas... como lo ves?


Te quiero, grande, más que grande.

17:02  
Anonymous verde said...

redeu flamin :S


bestial...

tengo que enseñarte ese berrido jajaj :)

ideal para demandar otra franciscaner

grande grande :)

17:29  
Anonymous verde said...

por cierto..

foto de portada eh?

maxima..

17:31  

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un enlace

<< Home